Trastornos de la Conducta Alimentaria

 

Se caracterizan por una alteración del patrón alimentario, preocupación obsesiva por la figura y/o el peso corporal, miedo intenso a engordar, distorsión de la imagen corporal, autoestima excesivamente influida por la silueta y el peso, y alteraciones físicas resultado de la malnutrición y las conductas compensatorias (vómitos, laxantes, etc.). Estos problemas suelen interfieren significativamente en la vida de la persona afectada (salud, familia, trabajo, estudios, etc.).

Las manifestaciones o quejas más frecuentes que expresarás son del tipo:

"Me aterroriza engordar", "Estoy enganchada a las dietas", "Aunque otros me dicen que estoy delgada me siento gorda" "A veces, después de comer, siento la necesidad de vomitar, incluso si he comido poco", "A veces pierdo el control con la comida y no puedo parar de comer hasta que llega a ser doloroso", "No paro de hacer ejercicio para no ganar peso", "A veces me provoco el vómito o tomo diuréticos para no ganar peso o incluso perderlo"

 

Anorexia Nerviosa

 

Se caracteriza por una preocupación elevada por el peso y la comida. Se produce un rechazo a mantener el peso corporal dentro de los valores mínimos normales, una pérdida significativa de peso que puede llevar a la pérdida de la menstruación (amenorrea). También hay un miedo intenso a ganar peso, manipulación de la comida y una alteración de la percepción del tamaño o forma del cuerpo.

El estilo personal está caracterizado por la rigidez, el perfeccionismo y el orden excesivo. También suele aparecer hiperactividad, tendencia al aislamiento social, irritabilidad, estado de ánimo depresivo, insomnio, pérdida de interés por el sexo, excesiva dedicación al estudio, etc.

El patrón de ingesta está caracterizado por un control obsesivo sobre la cantidad de comida, manipulación de los alimentos, forma extrañas de comer, horarios rígidos, etc.

Hablaríamos de Anorexia Restrictiva cuando la pérdida de peso se consigue haciendo dietas, ayunando o realizando ejercicio intenso, sin presencia de purgas (vómitos, laxantes y/o diuréticos).

Hablaríamos de Anorexia Purgativa ante la presencia de atracones y/o purgas apareciendo estas últimas incluso después de ingestas mínimas.

 

Bulimia Nerviosa

 

Se caracteriza por la existencia de atracones o episodios de ingesta voraz en los que existe un sentimiento de pérdida de control, actitudes negativas hacia la propia imagen y el peso, y conductas compensatorias como vómitos, laxantes, diuréticos, exceso de ejercicio físico y/o empleo de dietas extremas.

Hablaríamos de Bulimia Purgativa cuando se emplea el vómito auto-inducido, uso de laxantes, diuréticos, como medida para compensar los excesos alimentarios. Hablaríamos de Bulimia No Purgativa cuando se emplea el ayuno o el ejercicio físico exagerado como actos compensatorios al "atracón".

Suele aparecer apatía, impulsividad, irritabilidad, problemas del sueño, pérdida del rendimiento laboral o escolar, abandono del cuidado propio, etc.

En la Bulimia el peso puede encontrarse dentro de valores considerados normales.

 

Ingesta Compulsiva o Trastorno por Atración

 

Se caracteriza por atracones recurrentes en los que no existe conducta compensatoria inapropiada típica de la Bulimia Nerviosa.

Se produce la ingesta de una cantidad de comida muy superior a la que la mayoría de las personas podría consumir en el mismo tiempo y bajo circunstancias similares. Hay una sensación de pérdida de control sobre la ingesta durante el episodio (por ejemplo, "sensación de que no puedo parar de comer o controlar qué o cuánto estoy comiendo").

Algunas personas manifiestan que su trastorno por atracón está desencadenado por estados de ánimo. Otras no se ven capaces de identificar desencadenantes concretos, pero sí pueden manifestar una sensación inespecífica de tensión que el atracón consigue aliviar. Otras otorgan una cualidad de embriaguez al atracón, experimentando una sensación de embotamiento o de estar drogado. Y otras pasan todo el día comiendo sin horarios ni desencadenantes definidos.

En este trastorno, como en los anteriores, pueden aparecer sentimientos de culpa, tristeza, inadecuación, rechazo social, dificultades laborales, dificultades en las relaciones sociales, o incluso autolesiones o ideas suicidas.

 

Volver a la página de terapia

Instituto del Comportamiento es un equipo de

psicólogos en Salamanca dedicado a la Clínica y Formación en Terapias de Tercera Generación

(Terapia de Aceptación y Compromiso, Terapia analítico Funcional y Mindfulness)

 

El Instituto del Comportamiento está formado por un equipo de psicólogos que dirige Verónica Mayado, psicólogo clínico con más de 20 años de experiencia. Todo el equipo ha sido formado en Terapias de Tercera Generación de la mano de la Catedrática Carmen Luciano.

Prestador de servicios

  • Psicólogos en Salamanca

    Verónica Mayado, Psicólogo Especialista en Psicología Clínica, CL-1215, NIF:11941219 X

    N° de Registro Sanitario: 37-C22-0384

 

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación. Si continuas navegando consideramos que aceptas su uso. OK Más info